Crianza·Cuidados del Bebé·Maternidad·Salud

Mi bebé de 17 meses no camina solo

mi bebé de 17 meses no camina solo bannerMi bebé de 17 meses no camina solo. Esto significa que forma parte de un 5% de niños que con más de 16 meses aún no han decidido soltarse y echarse a andar.

Hace un tiempo hablé de esa cierta obsesión por demostrar que nuestros hijos han alcanzado los hitos del desarrollo. Generalmente esto ocurre con los más populares como son gatear, andar y hablar. Porque del hecho de que pinchen la comida con un tenedor o beban agua con un vaso normal sin derramarla apenas se habla, y esas son dos cosas que mi hijo hace desde hace bastantes meses.

Al escribir en Google “bebé 17 meses no anda solo” nos aparecen 2.530.000 resultados. Eso significa que no estoy sola en el mundo y que unos cuantos padres ya se han planteado esta cuestión, y esto sólo en español porque en inglés obtenemos 19.600.000 resultados. Vamos, que no es algo tan excepcional y mi hijo no es “el único bebé que no camina solito tan mayor”.

Desconozco aún el motivo por el cual, cuando un niño no hace lo que se supone que “debería” hacer en el plazo que se ha decidido que “debería” hacerlo surgen multitud de ejemplos con los que compararlo. “Pues Pepito, el hijo de Sultanita, que es mucho más pequeñito ya corre y salta por el parque”.

mi bebe no camina solo 17 meses primeros pasos

Cada bebé tiene su propio ritmo

Estoy tranquila porque se que mi hijo está bien y tiene su propio ritmo.

Cuando muchos de los bebés de su edad ya se daban la vuelta tumbados, él aún lloraba si le poníamos boca abajo. Pero llegó el día en que se dio la vuelta solito  y después pasó sus buenos ratos haciendo la croqueta incansable. Cuando algunos de esos niños comenzaban a ponerse de pie, saltándose incluso la fase de gateo, mi hijo necesitó unas cuantas semanas de ponerse a cuatro patas y mover el culete adelante y atrás. Desde los 9 meses es un gateador experto al cual cuesta seguir el ritmo.

El desarrollo psicomotor es un proceso continuo que va de la concepción a la madurez, con una secuencia similar en todos los niños, pero con un ritmo variable.

Existen márgenes de normalidad para las distintas adquisiciones del desarrollo psicomotor. Cuanto más lejos esté un niño del promedio de edad a la que se adquiere un logro concreto, menos probable es que sea normal. Para la tipificación del retraso psicomotor, previamente tenemos que conocer el desarrollo psicomotor normal, la edad media de alcance de los hitos del desarrollo, su variación y márgenes de normalidad.

Un signo de alarma no presupone la existencia de un problema, pero obliga a un examen y seguimiento.

Fuente:  García Pérez MA, Martínez Granero MA. Desarrollo piscomotor y signos de alarma. En: AEPap (ed.). Curso de Actualización Pediatría 2016. Madrid: Lúa Ediciones 3.0; 2016. p. 81-93.

Señales de retraso en el desarrollo físico

En la etapa de los 12 a los 18 meses existen una serie de señales de alerta que podemos chequear si sospechamos que existe algún tipo de retraso en el desarrollo.

infografia señales de retraso en el desarrollo mi bebe no camina soloDe todos modos, nada sustituye la revisión de un especialista, y si sospechamos que existe cualquier tipo de problema debemos acudir al pediatra, quien valorará si es preciso realizar algún tipo de prueba.

Recordar que internet no es nada recomendable en lo que respecta a autodiagnósticos.

¿Cuál es mi postura respecto a que mi bebé no camine con 17 meses?

La misma que he tenido en todo lo demás. Respetar su propio ritmo, acompañarle y observar.

Mi hijo es un bebé precavido, de los que bajan de la cama a cámara lenta calculando la distancia al suelo con las puntitas de los pies, de los que miran a su alrededor antes de lanzarse a jugar en un lugar nuevo, de los que escalan con cuidado las escaleritas del tobogán y piden “permiso” con la mirada antes de dejarse caer, de los que prefieren caminar apoyados en la pared estilo Spiderman. Y eso tiene ventajas en forma de menos chichones, golpes y cardenales.

Mi bebé caminará solo como todos los bebés sanos, correrá y saltará. Mientras tanto le dejaré que gatee todo lo que quiera, algo de lo que muchas personas se olvidan y sin tener en cuenta los importantes beneficios que supone.

Edito. Cuándo comenzó mi hijo a caminar

Quince días antes de cumplir los 18 meses mi hijo decidió que era el momento de aventurarse a caminar. Llevaba varios días intentando levantarse solo poniendo el culete en pompas (estilo postura de yoga) y pedía nuestra mano para dar cortos paseos.

Una ventaja de que no decidiera caminar hasta tenerlo tan claro es que apenas vivimos la fase de inestabilidad que obliga a estar muy pendiente y dejarse los riñones para acompañarles. A los pocos días de lanzarse demostró una gran seguridad, sin caídas ni accidentes.

¿Cuándo comenzaron a caminar solos vuestros hijos? ¿Tuviste que enfrentarte a muchos comentarios por hacerlo “demasiado” mayor?


Si quieres leer más sobre crianza y estar al día de las últimas publicaciones no olvides suscribirte al blog.

12 comentarios sobre “Mi bebé de 17 meses no camina solo

  1. ¡Hola! Mi hija mayor comenzó a andar con 17 meses y medio. Caminó de puntillas la mayor parte del tiempo hasta los 5 años. Pretendieron darme la brasa con problemas neurológicos. No es que yo pase de los médicos… pero sin dejar de estar atenta y pedir consejo médico, nunca dejé de estar segura de que ella iba a su ritmo, como ha sido con otras cosas y así sigue, con 12 años que cumple el domingo, que para algunas cosas necesita tiempo para sentirse segura. Disfruten del gateo, a mí me encanta ver a la mía por los suelos a toda velocidad 😉

  2. (Soy Zana de Mamifutura, pero no me deja cambiar la cuenta sin que le dé un jari).
    Como te comenté por otro lado, el mío a los 23 meses y, antes de eso, le mandaron a un montón de especialistas. No me preocupaba, yo le veía sano y bien, pero me gusta que si no es así, pues le miren. Así que pasamos por todos ellos sin que hubiera problemas de ningún tipo, lo cual me tranquilizó mucho. Yo no estaba preocupada, pero no lo estaba porque le mandaron a los especialistas, la verdad.

    1. Creo que es importante estar pendientes y, aunque no nos preocupe en exceso, es bueno que exista un protocolo para detectar posibles problemas. Lo cierto es que si llegado el momento nos mandan a especialistas será más la perecilla de andar de médicos que otra cosa pero, como siempre, haremos lo que sea mejor para él. Un abrazo.

  3. mi hija empezó a andar a los 18 meses, acorde con su forma de gatear, que era sentada. una vez puso pie en tierra, no ha tenido problema alguno. es más, en la guarde le enseñaron también a gatear “normal” por temas de psicomotricidad, y perfecto. así que, como dices, es cuestión de tiempo y no hay que preocuparse. y ni caso a todos los “médicos made in google” que te estarán poniendo la cabeza loca…. 😉

    1. Ay Google y las dichosas páginas de “salud” qué daño nos hacen. Aparte las comparaciones, que también tienen su aquel. Y es que, por muy ajena que quiera mantenerme, en algunos momentos se me calienta la cabeza jejeje Un abrazo!

  4. Mira, te habla una que acabó de los percentiles hasta la coronilla…mientras gatee y lo haga con un patrón cruzado correcto, tranquilidad…El mejor garante de un buen desarrollo neurológico es seguir esas fases por orden y realizadas bien, da igual lo que tarde, A su ritmo, aprendiendo, explorando y disfrutando…Un beso y fantástico post!!!

    1. Efectivamente! Parece que si no están caminando a los 12 meses ya existe algún problema. Cuánto nos olvidamos de la importancia del gateo, para mí es fantástico que lo disfrute tanto y que haya adquirido esa habilidad. Un abrazo y gracias por tu comentario.

    1. Eso es lo que he decidido responder ante ciertos comentarios que insinúan que no me preocupo por el tema. Esa intuición, que nace con la maternidad, es la que nos guía a la hora de percibir si existe algún problema en nuestros hijos y, aún a riesgo de poder estar equivocada (confío en que no sea así) en este caso me siento tranquila y por eso no me preocupo sino que me ocupo de estar pendiente y acompañarle en su evolución. Un abrazo.

  5. Madre mía, te leo y me veo a mí hace como un año más o menos. Yo me agobiaba bastante más que tú, aunque siempre me repetía que confiara en él y respetara su ritmo. El mío termino caminando pasados los 16 meses. Y fue de repente, la cuestión es que no se sentía seguro y se desplazaba demasiado bien con su culete como para probar suerte con algo que no le hacía sentir seguro. Así que a respetar su ritmo y a disfrutar del ahora que luego se echa de menos.

    1. Es complicado porque nos vemos sometidos a mucha presión por todas partes: familia, pediatras, publicidad… Por mucho que sepamos que nuestros hijos están bien no dejamos de estar influenciados y llega un momento en el que te preguntas si estás haciéndolo todo correctamente. Y es que eso de levantarse y abandonar la seguridad que da estar en el suelo tiene que ser complicado, la cosa es que no nos acordamos de cuando nos pasó a nosotros jejeje Un besito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los datos de carácter personal que proporciones rellenando este formulario serán tratados por Ángela Jiménez como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales solicitados es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través de tu consentimiento. El hecho de no introducir los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia no poder atender tu solicitud. Los datos que facilitas estarán ubicados en los servidores de WordPress (operador de web). Ver la Política de privacidad de WordPress. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en mamalanuguita@gmail.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi Política de Privacidad y Política de Cookies.