Deporte·Embarazo·Salud

Beneficios del deporte durante el embarazo

beneficios del deporte durante el embarazo banner

Beneficios del deporte en el embarazo

Practicar deporte durante el embarazo es muy beneficioso tanto a nivel físico como psicológico.

  • Mejora la flexibilidad y fuerza de los músculos.
  • Mejora la circulación sanguínea.
  • Previene dolencias propias del embarazo: estreñimiento, varices o retención de líquidos.
  • Mantiene a raya el aumento de peso.
  • El cuerpo está más preparado para soportar el gran desgaste que implica el parto.
  • Libera endorfinas y favorece la relajación y el descanso.
  • El bebé se beneficia de una mayor oxigenación.

Salvo que por prescripción médica sea necesario guardar reposo, durante el embarazo no hay razón para dejar de hacer deporte.

Recomendaciones para hacer deporte en el embarazo

beneficios del deporte durante el embarazo 1

  • Cuida el entorno para que sea seguro y confortable. Evita ambientes muy calurosos y húmedos.
  • Calienta antes de entrenar y estira al terminar.
  • Informa al personal del gimnasio para que sepan que estás embarazada.
  • Utiliza ropa cómoda. Es muy importante cuidar el pecho con sujetadores deportivos que se adapten al crecimiento de los senos.
  • Practica ejercicio de forma regular mínimo 3 días a la semana.
  • Controla la frecuencia cardíaca. No debe superar los 130-140 latidos/minuto
  • Adapta la actividad física. Según avanza el embarazo la resistencia y la coordinación van disminuyendo.
  • Se consciente de los movimientos y los ejercicios para prevenir lesiones. La hormona relaxina aumenta durante el embarazo y hace que las articulaciones estén más laxas.
  • Mantente hidratada. Bebe sólo agua y evita las bebidas azucaradas y las energéticas.
  • Los ejercicios en posición supina (boca abajo), los esfuerzos en apnea y las sentadillas están contraindicados.
  • Consulta a tu médico o matrona si notas molestias, dolores o se producen manchados.

En el primer trimestre de embarazo no hay un peso excesivo pero el riesgo de aborto es mayor. En el segundo trimestre se recupera la vitalidad pero la barriga dificulta algunos movimientos. Al final de la gestación el aumento de peso puede hacerte sentir menos ágil siendo el momento de hacer ejercicios suaves.

Cuándo está contraindicado el deporte en el embarazo

A pesar de los beneficios del deporte durante el embarazo puede estar contraindicado en caso de:

  • Incompetencia cervical
  • Rotura permanente de la bolsa
  • Crecimiento fetal retardado
  • Enfermedad hipertensiva grave
  • Siempre que tu médico lo desaconseje

Si antes del embarazo ya hacías deporte

beneficios del deporte durante el embarazo 2

Puedes mantener tu rutina de entrenamiento y practicar casi cualquier deporte.

Los deportes de riesgo o de contacto están contraindicados.

El embarazo no es el momento para entrenar al 100% Es recomendable bajar el ritmo incluso aunque seas deportista de competición.

Si antes del embarazo no hacías deporte

beneficios del deporte durante el embarazo 3

El embarazo puede ser la excusa perfecta para iniciar hábitos de ejercicio saludables.

Si no estás acostumbrada quizás no sea el momento de empezar a practicar deporte con intensidad pero realiza actividades que mejoren poco a poco tu fondo físico.

Caminar a ritmo rápido todos los días, al menos durante media hora, nadar, yoga o pilates prenatal son buenas opciones.

Mantener una vida activa es esencial en cualquier etapa de la vida y el embarazo es una de ellas.


Si quieres leer más sobre Embarazo y Fertilidad y estar al día de las últimas publicaciones no olvides suscribirte al blog.

4 comentarios sobre “Beneficios del deporte durante el embarazo

  1. Ayy… Yo solo andaba… Y ya bastante tenia jejeje. Ya es diferente si tienes una rutina ahí es fenomenal continuar a un ritmo que puedas llevar. Todo por el bebe 🙂

  2. Carai, que post mas completo, me ha gustado mucho! Yo en el primer trimestre iba al gimnasio, hacía aeróbicos y pesas igual que tú, pero luego empecé a ir a clases de gimnasia para embarazadas y me gustaron mucho y ya cuando no tenía fuerzas en el tercero iba a Pilates para embarazadas. Noté un bajón de energía fuerte, pero seguí yendo hasta el final. Si me cansaba paraba y hacía todo a mi ritmo. El día que me puse de parto por la noche, había ido a Pilates por la mañana 😉

    1. Gracias guapa! Lo cierto es que tuve claro que iba a continuar con mi actividad física una vez embarazada y, aunque tuve que adaptar el ritmo, mantenerme en forma me ayudó mucho a la hora de afrontar la recta final del embarazo y el trabajo del parto. Siempre es recomendable mantener un ritmo de vida activo y hacer ejercicio, por salud y bienestar mental, y en el embarazo no se por qué muchas mujeres entran en estado casi vegetativo, sin que haya ninguna razón médica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los datos de carácter personal que proporciones rellenando este formulario serán tratados por Ángela Jiménez como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales solicitados es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través de tu consentimiento. El hecho de no introducir los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia no poder atender tu solicitud. Los datos que facilitas estarán ubicados en los servidores de WordPress (operador de web). Ver la Política de privacidad de WordPress. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en mamalanuguita@gmail.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi Política de Privacidad y Política de Cookies.